Estelarte

Crochet,pintura decorativa, repujado en aluminio, cestería en papel, velas, jabones artesanales, patchwork, fieltro y más...

lunes, 16 de noviembre de 2009

Old traditions...



Semanas atrás una amiga viajó a Australia y como fanática del crochet, no le pasó desapercibido un detalle: fue invitada a tomar el té en un coqueto lugar y en la mesa los platos, con “scons” (supongo), y más cosas ricas, estaban cubiertos con primorosas carpetitas con cuentas y perlitas en el borde! Contarme esto, venir a casa y buscar en Internet fue todo uno! Y acá va el resultado!

Gracias Sabrina por compartir este hallazgo!

El siguiente artículo fue tomado de un sito australiano, como no podía ser de otra manera, donde se cuentan las viejas tradiciones de ese país.

"Viejas tradiciones -reformada- la clásica servilleta para cubrir la jarra de leche
Al igual que la reina Victoria, la sociedad se ha deleitado tomando el té en el jardín, pero los insectos que puedan andar volando sobre las cosas, sobre la jarrita de leche, las hojitas de los árboles, nos impiden disfrutar de la simplicidad de esa ceremonia. Afortunadamente, la solución se puede encontrar en un cubre jarra, práctico y elegante.

Años antes de la invención del refrigerador, trozos de algodón y encaje, combinados con el crochet, se convirtieron en tapetes y servilletas como un medio de conservar los alimentos frescos y sin contaminar
Es sabido que los alimentos sólo pueden ser conservados fuera de la heladera por poco tiempo a causa del calor de Australia. Pero una carpeta para cubrir la jarra de leche ha demostrado ser una forma práctica y fácil de mantener los productos frescos.
Aunque hoy es visto como pieza decorativa añadiendo elegancia y carácter a una puesta de la mesa - su propósito es el mismo-. La pasada moda de esa tendencia se ha modernizado.
Los australianos adoran embellecer su mesa y complementar la decoración con estos cubre-jarra, también para brindar como regalo. La variedad de cuentas a agregar, el cielo es el límite, cuando se trata del estilo y darle un toque personal. Ya sea enhebrando las cuentas antes de tejer en crochet, o cosiéndolas firmemente en la orilla cuando esté terminado el trabajo, el efecto es esencialmente el mismo.
En el pasado, la técnica más común para su creación consistió en el filete a crochet y encajes hechos a máquina para impedir la entrada de polvo e insectos en los recipientes donde se encuentran los alimentos. Durante la década de 1930 en Melbourne, las plagas de moscas, ocurrían con frecuencia, algunas personas incluso llevaban velos para protegerse de esta plaga tancomún.
Con la invención de los envases de plástico, film transparente, y cajas conservadoras, estas carpetas se aplican sin pretensiones de conservar el sabor y la madurez de los productos. Sin embargo, siguen siendo populares -y útiles - en días de campo o cuando se sirve la comida en el exterior, como la barbacoa, piscina, etc.
Desde la llegada del refrigerador, el cubre jarra se convirtió prácticamente en obsoleto. Su valor proviene de la época en el tiempoque la mujer trabajadora dedicaba a las comodidades de una casa sencilla, y la clásica jarra de leche cubierta es una antigua costumbre que se está revitalizando con técnicas modernas.
Estos cubre-jarras no son caros -de todas maneras realizar la propia es una forma de ahorrar dinero- y dar rienda suelta a nuestra imaginación también. Con solo mirar a tu alrededor en casa, o al ordenar armarios y costureros, para encontrar alguna tela y cuentas para hacer nuestro cubre-jarra. Si esto falla, hay comercios donde encontrarás lo necesario para tejer tu cubre-jarra. Personalizarlos, bordándolos por ejemplo. Y, si los vas a regalar, añadir el nombre de la persona o escribir algo inspirador es seguro un regalo que gustará! Si estás pensando en cómo hacerlos más especiales: bórdalos en el centro, y conseguirás un efecto maravilloso!"

by Belinda Cristani

Fuente:
http://www.countrythreads.com.au/extras_vintagethreads.php

Etiquetas:

1 comentarios:

Blogger Maria ha dicho...

Hermosos y muy decorativos los cubre-jarras.
Muy interesante el relato de las tradiciones australianas.
Mi mamá tejia muy bien crochet pero yo nunca aprendí.
Gracias por esta entrada!
Besos

16 de noviembre de 2009, 16:04  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal